......
Contacto
     

Daniel Delbene:
“exportar es la salida”

En Argentina, a diferencia del resto de Latinoamérica, el horario primetime estuvo destinado a comedias, periodísticos, farándula o concurso. Daniel Delbene, el reconocido escritor de Yago, explica a TVMAS el desarrollo de la telenovela en este país.

Daniel Delbene

 Su aporte al género se inicia cuando junto con Raúl Lecuona, debutan con Mi señor. “Desde las telenovelas de Alberto Migré, el maestro de todos nosotros, la novela se emitió en un capitulo semanal. Luego fueron diarias pero jamás en horarios primetime. Fue Alejandro Romay quien le abrió un espacio diario a las 9 de la noche porque siempre estuvieron entre la 2 y las 7 de la tarde”, comenta.

¿Por qué Argentina no tiene el lugar que podría corresponderle en la exportación de telenovelas?
Obedece a varias razones, pero fundamentalmente la mentalidad industrial que al nivel de México, Brasil y Venezuela, no tuvo fuerza aquí. Hemos mantenido una producción limitada y casi artesanal. Quiero decir con esto, que hacemos pocas telenovelas, unas son muy exitosas en los mercados internacionales y otras no porque pensamos más en el consumo interno y eso no posibilita una industria. Competir con producto requiere de volúmenes de producción y esa no ha sido la prioridad.

Argentina es cuna del teleteatro, del espectáculo y de la telenovela. Muchos países aprendieron de este país...cuesta creer que no lleven la delantera...
“México se nutrió en su momento del know how en el arte de hacer telenovelas, en Perú pasó algo similar, Colombia también importó talento y técnicas y de Brasil venían a aprender y hoy tienen una gran industria que al lado de las nuestras son grandes realizaciones. Aspectos políticos y repito, actitud y mentalidad no nos han ayudado. Vendemos en varios países, de hecho Yago esté vendida a todo el mundo y Kachorra también, claro no significa que somos los grandes exportadores de telenovela como lo es México, Brasil o mismo Venezuela, que tienen gran penetración en el ámbito internacional. Colombia hoy tiene muchas más novelas colocadas en el mercado internacional, que el mismo Argentina.

Negocios derivados y¿cómo salvar una producción?
Si bien programas como Son amores son localistas y tienen difícil salida, hoy vender guiones, fórmulas exitosas, know how y talento representa un jugoso negocio y en esto Argentina, podría tomar la delantera.

“El año pasado Culpables, Simuladores Tiempo Final, Vulnerables impactaron y bien podrían adaptarse en otros países como el caso de Chiquititas, que se hizo aquí en portugués para Brasil. Y lógico, la exportación de telenovelas es también una salida para Argentina y una conveniencia para otros países. Pero habría que aprovechar un país que sabe hacer buena televisión como el nuestro”, explica el escritor.

¿Cómo evitar los grandes fracasos y las oportunidades perdidas por parte de empresas y empresarios brillantes, pero que sus productos terminan siendo un fiasco. Para citar un ejemplo local, el caso de Amor Latino...
Como este es un negocio de altos riesgos, la preocupación industrial por lo más básico e importante para que una telenovela funcione es: El libro. Formar grupos de autores, que a su vez formen a nuevas generaciones a los que se les exige, que las historias tienen que ser exitosas. Lo que aseguraría una producción en serie de historias como para alimentar una industria. (Globo tiene una planta fija de autores experimentados que se encarga de velar por la buena salud de la totalidad de los libros) Este consejo asesor resuelve problemas.(todos bien pagos). En Argentina, en cambio, hay autores solitarios o duplas, algunos verdaderamente brillantes, pero que con mayor o menor éxito van siendo contratados, y trabajan con colaboradores a veces sin experiencia en el género. Hay productores incluso que creen que una Telenovela la puede escribir cualquiera. No se entiende que así como cualquiera no puede ser arquero de fútbol, ni cualquiera puede realizar una operación de apéndice, tampoco cualquiera puede escribir una telenovela. Esto mismo vale para técnicos, productores y directores. Contamos con expertos y gente brillante, pero no se desarrolla una especialización en el género. No se los organiza industrialmente ni se los incentiva para crear escuelas para el desarrollo de la especialización de nuevas generaciones ni para la investigación de nuevas estéticas que enriquezcan el género. Esto aseguraría una coherencia en la calidad de la realización en serie de productos para exportar. Lo mismo con los Protagonistas, no hay semillero de donde salgan nuevas figuras del género como en México por ejemplo. Contamos con dos galanes de 30 años y una estrella femenina joven que es Natalia Oreiro. ¿Cómo se puede producir en cantidad novelas para exportar con tres figuras a escala internacional y nada más?

El escritor de La viuda blanca, La extraña dama, Chiquilina mía, Ricos, Mujercitas y Yago trabaja para Telefe desde hace tres años y nos habló con pasión de un género que le brota por los poros.

 
 



 

 


Nota de portada
::--------------------------------------------

Desea recibir por e-mail nuestras novedades ?

Nombre y Apellido

Empresa

Mail


::: World Summit Telenovela
::: Programación
::: Cine
::: Telenovelas
::: Animación
 :: Negocios
 :: Galería de Imagenes
 :: Tv Cable, Sateltial y Convergente
 :: Creadores-Escritores y Guionistas
 :: Mercado Hispano de EEUU
 
 

 

::: Sumario
::: Editorial
::: Nota de Portada
::: Programación
::: Eventos
::: Talentos y Networking
::: Resumen Semanal On-Line
 :: Publicidad
::: Ediciones Anteriores
::: Nuestros Lectores
::: Foros
::: Encuesta
::: Staff
::: Contáctenos
   
 
 
   
   

 

   
   
   
Condiciones de Uso