......
Contacto
     

La composición de audiencia de la telenovela dejó de ser femenina para integrar a niños, jóvenes y a un target masculino. Un producto para el primetime no puede orientarse únicamente a las amas de casa, sino a un público mixto de distintas edades y distintos niveles socioeconómicos. Los cambios globales determinan las tendencias locales, las que cada vez cobran mayor importancia en el género; y la tecnología es la punta de lanza para una explotación poderosamente rentable.

Adaptaciones y formatos,
¿el rumbo de la telenovela?

Por: Luz Angela Ruget

Sin dejar la fórmula innovadora y con toque humorístico, ahora los principales productores del género en Colombia: Caracol, RCN, y RTI ofrecen al mercado internacional novelas de corte clásico, mientras que TELESET le apuesta a desarrollar la telenovela como formato en distintos países del mundo. Es decir, tomar una telenovela exitosa y producirla con talento y contenido local.
La novela colombiana es un género en permanente evolución. Si bien la tendencia de los canales privados en Colombia, es oxigenar la parrilla de programación de tantas novelas y entrar en la moda del reality Show, su proyección internacional está enfocada a ampliar y diversificar la oferta. 
Las razones de las nuevas estrategias son las recientes alianzas entre Caracol y RTI con TelemundoRCN con Univisión; y TELESET con la comercializadora internacional Fremantle.

Colombia diversifica su oferta exterior
Junto a las novelas frescas y con un toque de humor que le permitieron al país entrar a las grandes ligas del mercado televisivo, como Yo soy Betty, la fea y ahora Pedro el Escamoso, se han empezado a producir novelas de corte más clásico, como Amantes del Desierto o Luzbel. La razón es lograr presencia en un mayor número de países, especialmente México y Venezuela, grandes consumidores del género y ofrecer productos que satisfagan el gusto de todas las audiencias.

Según Cristina Palacio, gerente de Proyectos especiales de Caracol TV “La estrategia es estar en capacidad de producir algunas novelas de drama clásico, junto con algunas de corte innovador y cargadas de humor. Nuestros televidentes nos piden las dos variables y por eso producimos los dos tipos de novela”. 

Caracol ya ha podido comprobar que la fórmula mixta funciona, tanto dentro como fuera del país, pues en la actualidad, según Ibope, las tres novelas más vistas a escala nacional son del canal, comparativamente con las de RCN. (Datos de una semana promedian del 5 al 11 de julio)

Con respecto a las nuevas telenovelas de Caracol  como María Madrugada, Siete Veces Amada, Luzbel o Amantes del Desierto, ¿Podría pensarse que la novela colombiana está dando un viraje a lo clásico?
“Esas temáticas no dan viraje a lo clásico. María Madrugada es una novela muy moderna con una trama arriesgada, mientras que Luzbel y Siete Veces Amada, tienen el estilo propio de sus libretistas Julio Jiménez y Bernardo Romero respectivamente. Amantes del Desierto si corresponde más al esquema clásico y ha funcionado muy bien.

Con excepción de España, donde no le fue bien a La Baby Sister, esta novela junto a Pedro el Escamoso son hasta el momento las más vendidas en el exterior, ¿que elementos les dieron la trascendencia internacional?
Son novelas más actuales en su narración y en su construcción de personajes, al principio no sabíamos cómo iba a ser la respuesta internacional a estos dos productos, el tiempo nos demostró que en muchos países la audiencia quería ver estos personajes porque había una identificación y una empatía con ellos”.

La telenovela colombiana tiene un sello muy diferente a las que se producen en el resto del continente. La alianza de Caracol con Telemundo ¿ha cambiado el concepto con que se ha manejado la novela en el país?
La alianza ha sido una experiencia positiva para ambos. A Telemundo le ha interesado la propuesta innovadora de la telenovela colombiana y a Caracol le ha convenido tener acceso a la audiencia hispana de Estados Unidos para entender qué es lo que pide este público. Creo que no ha cambiado la forma de hacer telenovelas, sino que se ha logrado diversificar buscando satisfacer las necesidades de dos públicos. También ha revelado que en muchas ocasiones lo que funciona en un país puede funcionar en todos, como el caso de Amantes del Desierto y Pedro el Escamoso.

“Creo que no ha cambiado la forma de hacer telenovelas, sino que se ha logrado diversificar buscando satisfacer las necesidades de dos públicos”
 Cristina Palacios


Cristina Palacios

Los reality shows se pusieron de moda en el mundo. Uds. ya entraron en la onda con Pop Stars. ¿Usted cree que este tipo de programas desplace a la telenovela tradicional?
Los reality shows son una alternativa de programación interesante aunque costosa y no creo que desplacen a las telenovelas, pero si creo que hay que darle esa opción a los televidentes para refrescar la parrilla que a veces tiene demasiadas novelas. Sin embargo, hay que tener mucho cuidado y saber cuál reality hacer, ya que en el mercado hay unos mal diseñados y que no cumplen con las expectativas de los televidentes.

 

 
 
 



 

 


Nota de Portada
::---------------------------------

Desea recibir por e-mail nuestras novedades ?

Nombre y Apellido

Empresa

Mail


::: World Summit Telenovela
::: Programación
::: Cine
::: Telenovelas
::: Animación
 :: Negocios
 :: Galería de Imagenes
 :: Tv Cable, Sateltial y Convergente
 :: Creadores-Escritores y Guionistas
 :: Mercado Hispano de EEUU
 
 

 

::: Sumario
::: Editorial
::: Nota de Portada
::: Programación
::: Eventos
::: Talentos y Networking
::: Resumen Semanal On-Line
 :: Publicidad
::: Ediciones Anteriores
::: Nuestros Lectores
::: Foros
::: Encuesta
::: Staff
::: Contáctenos
   
 
 
   
   

 

   
   
   
Condiciones de Uso