......
Contacto
     

Pequeños países de Europa
Modelos para Estados Unidos y Latinoamérica

Finlandia pionero en su “apagón analógico”

La actriz argentina de larga trayectoria, Patricia, Amanda Ospina y Alberto Rodriguez Saa, gobernador de la Provincia de San Luis, en Argentina, durante la
visita de Amanda a los estudios de filmación en esta provincia.
Ampliar imagen  
 

Por: Amanda Ospina

Durante mi peregrinación por Europa el verano pasado, no sólo participé en el DISCOP en Hungría, sino que visité nueve países del viejo continente y realicé entrevistas fantásticas, así como puse nuestras revistas
en las manos de los que toman las decisiones en los canales de estos países.
Repetí mi habitual visita a Francia, Bélgica, Austria, Alemania, República Checa y Polonia, pero me aventuré a conocer Dinamarca y Finlandia. ¿La verdad? ¡Finlandia me sorprendió! Con tan solo 5.3 millones de habitantes y considerada hasta hace apenas dos décadas el más pobre del norte europeo, hoy se jacta,

desde setiembre de 2007, de ser el primer país europeo que ha realizado el “apagón analógico”, de cara a la era de la televisión digital terrestre (TDT).
A diferencia de, por ejemplo, Alemania o Suecia, donde el proceso de digitalización se está haciendo por regiones, en Finlandia todo se hizo al mismo tiempo y en todo el país, cerrando definitivamente la señal de los cinco canales de televisión analógica que se emitían.Pionero de las nuevas tecnologías, este país ya había comenzado las emisiones de televisión digital en el 2001, y así cumplió el apagón analógico dando luz inmediata a siete nuevos canales de televisión digital.
Cuenta con un buen gobierno que, en colaboración con el operador de televisión por satélite Canal Digital, proporcionó el equipo necesario a quienes no podían recibir la señal de TDT. En este país nórdico existen alrededor de 1,2 millones de hogares, sobre todo en las grandes ciudades, que reciben la señal de televisión por cable. Los canales de televisión públicos emiten en abierto pero también existen diversos canales de pago. El mero hecho de poder ver la televisión en Finlandia le cuesta a cada familia 0,57 euros diarios y, aun así, es el más barato de todos los países nórdicos.

Este país se ha ubicado en los primeros puestos en los rankings internacionales que evalúan el éxito social, económico y político de las naciones. ¿Por qué? Por varios aspectos que le faltan a los países de nuestra región. Fíjense ustedes: Finlandia ocupa el primer puesto entre 179 países en el Índice Anual de Transparencia Internacional sobre las naciones menos corruptas del mundo (EEUU ocupa el puesto número 20); está en el primer puesto en el ranking de los países más democráticos del mundo de Freedom House (EEUU está en el puesto número 15); en los exámenes internacionales de ciencia realizados por estudiantes de 15 años también se ubicó número uno (EEUU está en el número 29); y está entre las 10 economías más competitivas del mundo según el Foro Económico Mundial (EEUU encabezó esa lista este año).

El éxito finlandés despierta mi curiosidad y la de todo el mundo. Especialmente en Latinoamérica, donde la mayoría de los países aún no han iniciado la transición digital ni son exportadores de materias primas, y menos productores de productos de alta tecnología, que se venden por precios mucho más altos en los mercados mundiales.
¿Cómo lo hicieron? Se resume en una sola palabra: educación. En las últimas décadas, Finlandia invirtió más que casi todos los otros países en la creación de un sistema educativo gratuito. Esto propició al país pasar de ser una economía agraria, basada en la industria maderera, a tener una industria de tecnología de avanzada. Durante mi corta vista de tres días a Finlandia vi que hay varios canales de televisión pública en abierto y la TV de pago es obligatoria y cubre analógico y digital y TV por cable. Residentes deben notificar a FICORA, el finlandés de
Administración Televisión Tasa por teléfono, e-mail, o completando un formulario en las oficinas del correos o en línea. La red de televisión digital cubre aproximadamente el 99,9% de la población en Finlandia.
¿Mi conclusión? Si bien es un país que también se ubica en los primeros puestos en los rankings internacionales de suicidios, yo lo destaco como un excelente ejemplo para los países latinoamericanos, los que deben mejorar sus gobiernos, trabajar con ellos y hacer lo que hizo Finlandia: invertir en educación y en la digitalización de sus redes abriéndose paso a la comunicación moderna.

Precisamente también es modelo para EEUU, tradicional prescriptor de tendencias mundiales de la comunicación, donde han decidido que la televisión digital terrestre (TDT) es importante, pero no tanto. Y, sobre todo, no ahora. Es una de las primeras decisiones al frente del Ejecutivo estadounidense del nuevo presidente, Barak Obama. Retrasar el apagón analógico, previsto inicialmente para el próximo 17 de febrero, es motivo también de sorpresa. Sobre todo en el país mas desarrollado del mundo, ante una industria de las comunicaciones que ve peligrar inversiones de cientos de millones de dólares.

 

 
   



 

 


Editorial
:: --------------------------------------------------------

Desea recibir por e-mail nuestras novedades ?

Nombre y Apellido

Empresa

Mail


::: World Summit Telenovela
::: Programación
::: Cine
::: Telenovelas
::: Animación
 :: Negocios
 :: Galería de Imagenes
 :: Tv Cable, Sateltial y Convergente
 :: Creadores-Escritores y Guionistas
 :: Mercado Hispano de EEUU
 
 

 

::: Sumario
::: Editorial
::: Nota de Portada
::: Programación
::: Eventos
::: Otras secciones
::: Resumen Semanal On-Line
 :: Publicidad
::: Ediciones Anteriores
::: Nuestros Lectores
::: Foros
::: Encuesta
::: Staff
::: Contáctenos
   
 
 
   
   

 

   
   
   
Condiciones de Uso