......
Contacto
     
Argentina
Una industria con amplios
horizontes internacionales

Por Lorena L. Sánchez

Producto cultural que una vez pasada la crisis del país presenta una recuperación.
Pero ¿se puede hablar de industria? Si bien se realizan unos 50 filmes por año, cifra similar a la época de mayor producción nacional, la desaparición de los grandes estudios y las diferencias en la exhibición y la distribución, la alejan del concepto clásico de industria. TVMAS presenta la experiencia y comentarios de ejecutivos de las áreas internacionales y de desarrollo educativo del Instituto de Cine y Artes Audiovisuales (INCAA), organismo que fomenta el 80% de las producciones cinematográfica del país.

De la fabricación en serie, al mito

Víctor Bassuk, subgerente de Asuntos Internacionales afirma que la industria existe, aunque es escasa, y los films más ejemplificadores como Bandana (grupo musical ganador de Popstars), se basan más en la intencionalidad que en el presupuesto. “Hay industria porque tenemos recursos humanos suficientes, muy calificados; buen parque tecnológico; y empresarios que se están formando en la inserción del cine argentino en el resto del mundo”, comenta.

Víctor Bassuk

 El área internacional maneja un presupuesto de entre USD 150 mil y USD 200 mil anuales, un legado de la crisis económica que debe aprovechar al máximo. El mapa de la producción cinematográfica argentina contiene una amplia variedad de integrantes: las empresas productoras constituidas, el productor independiente que consigue financiamiento, el director-productor que logra filmar su película en base al esfuerzo personal; las cooperativas y los egresados de carreras de cine que hacen su ópera prima con los recursos que encuentran.

Rodolfo Hermida

Rodolfo Hermida, gerente de desarrollo educacional del INCAA, tiene otra opinión y explica que la concepción del cine actual como industria, es un mito argentino. “Es el recuerdo de lo que fue el cine en los años ’40, cuando había grandes estudios como Argentina Sonofilm y Lumington, con personal fijo, planificaciones anuales y sistematización de la producción: una fábrica de producir historias que completaba un círculo en todas sus etapas de producción, exhibición y distribución”.

 “También había una cadena de salas con diferentes formas de exhibición: de estreno, de cruce, de barrio, interior e internacionales. Pero hoy, salvo las productoras de TV que también hacen cine, como Pol-ka e Ideas del Sur, y los canales que se asocian para hacerlo, no existe la industria constituida de manera continua y objetiva. Son micro emprendimientos, mini pymes, uniones transitorias o empresas; o sea, ramales de formas industriales atípicas”, analiza Hermida, referente del ámbito audiovisual. y recalca: “La industria funcionará cuando una película pueda pagarle a todo el mundo y les permita vivir de ello, incluidos los sindicatos y los independientes; cuando exista un real sistema de distribución y exhibición; y en materia legislativa, estén dados los instrumentos que permitan la cuota de pantalla (cantidad
de películas nacionales respecto de las internacionales) en las salas y en TV.

Dificultades de Distribución
La distribución y la exhibición son los problemas centrales del negocio en Latinoamerica y todo el que no es norteamericano, y que no trae el marketing internacional, previo del rodaje, que sí recibe el cine estadounidense. Aquí el monopolio construye el  liderazgo y por ello, el cine norteamericano controla el mercado mundial. Ante esta situación, los entrevistados proponen el fortalecimiento practicando la diversidad cultural en la defensa de la cuota de pantalla, la posibilidad de distribución de cines no hegemónicos y el rol del Estado, que está para eso y no para competir con el privado. “Si no existe un control sobre los límites de la incidencia cultural de unos pueblos sobre otros, nos suicidamos”, asegura Bassuk.

La estrategia que desarrolla el INCAA para preservar esa diversidad, es integrar por partida triple: dentro del país, el país con el MERCOSUR y con Iberoamérica, a través del programa Raíces, que promueve el intercambio con los países europeos y latinoamericanos originarios de la inmigración en Argentina. Esto implica: acuerdos de coproducción entre países (autonomías españolas, Italia, Brasil), que implican la distribución en esos mercados; apertura de salas (Espacio INCAA) para difusión del cine argentino; y showroom de productos de exportación, en el país y en el exterior (Nueva York, Miami, próximamente Roma, París).

Para atender a los países del MERCOSUR se formó un área específica dentro del Instituto que también responde las consultas a la Comisión Argentina de Filmaciones (film comission), de los productores extranjeros de cine y TV que vienen a filmar al país.
 

 
 
 



 

 


Cine
:: --------------------------------------------

Desea recibir por e-mail nuestras novedades ?

Nombre y Apellido

Empresa

Mail


::: World Summit Telenovela
::: Programación
::: Cine
::: Telenovelas
::: Animación
 :: Negocios
 :: Galería de Imagenes
 :: Tv Cable, Sateltial y Convergente
 :: Creadores-Escritores y Guionistas
 :: Mercado Hispano de EEUU
 
 

 

::: Sumario
::: Editorial
::: Nota de Portada
::: Programación
::: Eventos
::: Talentos y Networking
::: Resumen Semanal On-Line
 :: Publicidad
::: Ediciones Anteriores
::: Nuestros Lectores
::: Foros
::: Encuesta
::: Staff
::: Contáctenos
   
 
 
   
   

 

   
   
   
Condiciones de Uso